800.cl Panoramas en tu Ciudad
Síguenos en Instagram Síguenos en Tumblr Síguenos en Twitter Hazte fan en Facebook

Pavilion (Viña VIK)

Restaurante con productos fresco, de estación y de la zona.

Reserva en Línea

Dirección

H 380.
San Vicente, Rancagua, Cachapoal.
Región del Libertador Bernardo O´Higgins (VI).
Millahue.
> Ver Mapa
Teléfono: +569 5668 4852


Horarios:
Martes a Domingo de 13 a 16 hrs.
Evaluaciones: (1) > Detalles
Comida
7.0
Atención
7.0
Deco
6.0
Precio
5.0

Restaurante Pavilion tiene una linda historia que comienza hace cuatro años con el sueño de una huerta. Plantar y cosechar sus propios productos era el anhelo del chef Rodrigo Acuña, quien está a cargo de la cocina de viña VIK desde sus inicios, cuando esta proyecto vitivinícola y hotel de lujo, enfocado en el arte y el diseño, se instaló en San Vicente de Tagua Tagua.

Desde ese entonces, este cocinero desarrolló una propuesta gastronómica basada en los insumos locales, tanto propios como de los pequeños productores de la zona, que hoy se ve potenciada con su vergel ya más maduro, dado que cuenta, en total, con unas 200 variedades de plantas, verduras y frutas, algunas provenientes de semillas rescatadas por agricultores.

Es así como acá crecen tomates rosados, habas, orégano, lechugas, además de acelgas amarillas, todo bajo el concepto de reutilización, reciclaje, cultivo asociativo, que permite que las plantas se potencien unas con otras durante su crecimiento.

Todos estos productos son los que alimentan a Pavilion, el nuevo restaurante de la viña que abrió sus puertas a mediados de este año y que está a cargo de Acuña, pero que es comandado por el chef Leonel Aguirre, quien lleva a cabo una propuesta en que el vegetal es la estrella, por lo que la proteína pasa a segundo plano.

Antes de comenzar el menú te encuentras con un genial pan de masa madre elaborado por ellos, de buena crocancia, sabor y nivel de acidez, y con un mousse de palta con sal de Cáhuil que es puro placer. Esta es la antesala de un viaje culinario que denota técnica, que no opaca al insumo, sino que lo realza en sabor, textura y presentación.

El menú va variando de acuerdo a la disponibilidad de la materia prima, dado que son todas frescas, pues si no son cosechadas durante la jornada en la huerta o producidas allí mismo, provienen de la zona, ya que ese es el espíritu de Pavilion, que la comida sea prácticamente de la huerta al plato y que, obviamente, esté maridada con algunos de los geniales vinos de esta interesante viña.

TXT: Loreto Oda Marín / Noviembre 2018

PUBLICIDAD
> Corregir información
Haz click aquí para avisarnos si la información de este lugar tiene errores... gracias.